Cena de Navidad de la TerSa 2009

El sábado 12 de Diciembre celebramos la sexta cena de Navidad de la Tertulia de literatura fantástica de Santander, TerSa. En esta ocasión nos juntamos 42 comensales en el restaurante La Sindical, que como el año pasado estaba reservado exclusivamente para nosotros. Sobre la cena en sí poco puedo añadir a lo que comenté el año pasado. Apenas que mejoramos el menú al cambiar el lechazo por un solomillo al foie que, creo, gustó más a los comensales. Se acercaron de nuevo las habituales hordas asturianas, la gente de la tertulia de Bilbao y amigos de Vitoria, Logroño, Barcelona, Málaga y Madrid. A todos ellos les agradecemos su presencia y el buen ambiente que crearon. Con gente así da gusto organizar cosas. Se echaron en falta varias caras que ya se han convertido en habituales pero fueron reemplazadas por nuevos participantes. Esperamos que tanto presentes como ausentes puedan repetir en alguna de las próximas ediciones.

Mejoró mucho el intercambio de libros al recuperar el uso de tarjetas para “sortearlos”, en esta ocasión cubiertas de clásicos de la ciencia ficción (lo que dio lugar a algunos de los momentos más divertidos de la noche). Entre las novelas que se vieron por allí había tres El fin del Mundo y un despiadado País de las Maravillas, El nombre del viento, Más que humano, varios libros de Terry Pratchett, El hermano de las moscas, Roja alma, negro sombra… algún libro de ilustraciones o un cómic. Hemos recibido un par de sugerencias para afinar un poco más el asunto, la principal que cada volumen vaya dedicado por la persona que lo compra. Seguramente la pongamos en marcha.

Y después de todo esto llegó la separación en pequeños grupos para jugar al póker, darle a otros juegos de mesa menos “varoniles” como Jungle Speed o Dominion, platicar tranquilamente sosteniendo una copa o darle al Rock Band. El de los Beatles no tuvo todo el éxito que pensábamos, pero exprimimos al máximo la primera y la segunda parte del mismo juego… a pesar de que apenas habíamos sacado canciones nuevas y teníamos un repertorio muy limitado. Quizá se escucharon demasiadas veces “Beetle Bum”, “I Think I’m Paranoid”, “Should I Stay Or Should I Go”, “Blitzkrieg Pop” o “Roxanne”, pero creo que mis falsetes en algunos de ellos le dieron un sabor… diferente (Gracias a Dick, no hay vídeos de tal atrocidad).

Saliéndonos un poco de la cena en sí, fue un acierto preparar una presentación literaria como preámbulo. Aquí tenemos que agradecer a la Librería Gil y a su alma máter, Paz Gil, que nos abrieran las puertas de par en par en un mes en el que no suelen hacer ningún acto literario por el ajetreo propio de los días previos a la Navidad. Y a Rodolfo Martínez por poner todas las facilidades del mundo para poder presentar El adepto de la reina. La verdad, no recuerdo tanta gente en la presentación de una novela en una librería de Santander en los últimos meses (salvo que venga un escritor como Lorenzo Silva a hablar de Stieg Larsson). No sólo por los asistentes a la cena sino por la docena de personas “ajenas” que se acercaron a ver qué se cocía por allí. Sin duda que este año repetiremos. Ya tenemos un par de ideas sobre la mesa.

Y con esto y un bizcocho… hasta el mes de Septiembre, cuando echaremos a andar la organización de la de 2010. Hasta entonces, estamos abiertos a cualquier sugerencia. Y si nadie ha venido todavía, y le pica la curiosidad, que vaya dejando en blanco (probablemente) el segundo fin de semana de diciembre. Creo que disfrutará.

Esta entrada fue publicada en TerSa y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *